Arias
Dúos...
Óperas
Cantatas
Compositores
Switch to English

Aecio

Compositor: Händel Georg Friedrich

Arias (partituras para voz y piano):

(Mezzo)

Tutta raccolta

Ezio (Mezzo/Tenor)

Ecco alle mie catene, ecco a morir m'invioGuarda pria se in questa frontePensa a serbarmi, oh caraRecagli quell' acciaroSe fedele mi brama il regnanteSe la mia vita dono è d'Augusto

Fulvia (Soprano)

Ah, non son io che parlo, è il barbaro doloreCaro padre, a me non dei mammentar che padre seiFinchè un zeffiro soaveLa mia costanza non si sgomentaQuel finger affetto allor che non s'ama

Massimo (Tenor)

Il nocchier, che si figura ogni scoglioSe povero il ruscello mormora lento, e bassoTergi l'ingiuste lagrimeVà, dal furor portata

Onoria (Mezzo/Contralto)

Finchè per te mi palpita timidoPeni tu per un ingrataQuanto mai felice siete, innocenti pastorelle

Valentiniano (Mezzo/Tenor)

Per tutto il timore perigli m'additaSe tu la reggi al voloSò chi t'accese: basta per oraVi fida lo sposo, vi fida il regnante

Varo (Barítono/Bajo)

Già risonar d'intorno al campidoglio io sentoNasce al bosco in rozza cunaSe un bell'ardire può innamorarti

Partitura vocal

Aria: Se un bell' ardire PDF 0Mb

Partituras de orquesta

"Aecio" PDF 25Mb
voices and orchestra
Cast
Ezio (alto-castrato)
Fulvia (soprano)
Valentiniano (alto)
Onoria (alto)
Massimo (tenor)
Varo (bass)
Orchestra
2 recorders, 2 flutes, 2 oboes, 2 bassoons
2 horns, trumpet, strings, continuo (cello, lute, harpsichord)
Wikipedia
Aecio (título original en italiano, Ezio) es una ópera seria compuesta por Georg Friedrich Händel usando como libreto uno realizado en italiano Pietro Metastasio décadas antes, y que fue musicado por otros compositores.
Pietro Metastasio escribió este libreto para el Teatro San Juan Crisóstomo de Venecia. El libreto es el quinto de los 27 que escribió Metastasio, situándose entre Catone in Utica (1728) y Semiramide riconosciuta (1729). Las fuentes a las que acudió Metastasio para escribir el libreto de Aecio fueron: los trabajos del historiador bizantino Procopio de Cesarea y la crónica Epitoma Chronicon del historiador Próspero de Aquitania.
En 1728 el Teatro San Juan Crisóstomo de Venecia encargó al compositor italiano Nicola Porpora (Nápoles, 1686 – Nápoles, 1768) musicar el libreto de Metastasio cuyo estreno tuvo lugar el día 20 de noviembre.
Metastasio tuvo gran influencia sobre los compositores de ópera desde principios del siglo XVIII a comienzos del siglo XIX. Los teatros de más renombre representaron en este período obras del ilustre italiano, y los compositores musicalizaron los libretos que el público esperaba ansioso. Aecio fue utilizada por más de 50 compositores para componer otras tantas óperas y, entre todas ellas, la única que ha sobrevivido al paso del tiempo ha sido la que compuso Georg Friedrich Händel. ​ ​ ​
En 1732 el compositor alemán Georg Friedrich Händel (Halle, 1685 – Londres, 1759) compuso sobre el libreto de Metastasio, adaptado y traducido por Samuel Humphreys, una ópera homónima (HWV.29) en tres actos con los recitativos en inglés y las arias cantadas en italiano, cuyo estreno tuvo lugar en el King’s Theater in the Haymarket de Londres el 13 de enero, contando con la presencia del rey Jorge II de Inglaterra.
Las representaciones tuvieron lugar los días 15, 18, 22, 25 y 29 de enero. Al ser representada sólo en cinco ocasiones antes de ser desclasificada del repertorio, esta obra se convirtió en el mayor fiasco operístico de Handel. No volvió a ser representada en Londres hasta 1977, por la Handel Opera Society en el Sadler's Wells Theatre. Winton Dean llega a afirmar que el fracaso de esta ópera está relacionado con la incompatibilidad artística entre la naturaleza más "clásica" del libretto y la más "romántica" de la música.​
Esta obra rara vez se representa en la actualidad; en las estadísticas de Operabase aparece con sólo 6 representaciones en el período 2005-2010, siendo la vigesimosegunda de Händel y la 40.ª del Reino Unido.
Aecio, capitán del ejército imperial de Valentiniano III, cuando volvió de la célebre victoria de los "Campos Cataláunicos", en la cual Atila, rey de los hunos, había sido puesto en fuga, fue acusado injustamente de infidelidad al emperador, y por ese motivo condenado a morir.
Máximo, patricio romano ofendido en su día por Valentiniano, pues el emperador había atentado contra la honestidad de su cónyuge, recabó la ayuda de Aecio para matar al odiado emperador; pero al no conseguirlo, hizo que lo creyeran culpable, solicitando para él la muerte y así levantar al pueblo que lo amaba contra Valentiniano, como así ocurrió. Todo esto es histórico: el resto es sólo posible. ​