Arias
Dúos...
Óperas
Cantatas
Compositores
Switch to English

Alessandro Scarlatti

Óperas:

Cain, overo Il primo omicidioCambiseCarlo re d'AllemagnaComodo AntoninoGiuditta, R.500.9GriseldaIl martirio di S. TeodosiaIl prigioniero fortunato, R.346.36Il trionfo della gratia, R.499.6Il trionfo della libertàL’Anacreonte tiranno, R.338.14La caduta de’ DecemviriLa Didone delirante, R.344.30La donna ancora è fedeleLa Rosmene, R.337.11La Statira, R.339.17L'amor volubile e tirannoL'Emireno, R.345.32L'EracleaMassimo Puppieno, R.343.27Mutio Scevola, R.346.34Nerone fatto Cesare, R.343.26OdoardoOratorio per la Passione di Nostro Signore Gesù CristoPenelope la casta, R.344.28Pirro e Demetrio, R.342.23PompeoTelemacoTiberio imperatore d'Oriente, R.349.44Tigrane

Cantatas:

12 Cantatas, I-Nc Cantate 26317 Cantatas, F-Pn RES VMC MS-6817 Cantatas, US-AAu №1283A chi t'inganna bella tiranna, H.2A piè d'un verde colle, H.4A te, Lisa gentile, H.8A voi che l'accendeste, H.9Ad altr'uso serbate, H.12Agitato sen cade, H.14Ah ben lo vedi o core, H.15Ahi che sarà di me, H.19Al fin diviene amante, H.20Al fin m'ucciderete, H.21Al fine, o Clori amata, H.22Al mare, al bosco, al rio, H.23Al mormorio d'un vago ruscelletto, H.24Al seren di sì bel giorno, H.27Al voler del bene amato, H.28Alle Troiane antenne, H.30Allor ch'il Dio di Delo, H.31Alme voi che provaste, H.35Amante contento, H.733Amo e godo d'amare, H.41Amo, peno e languisco, H.44Amo, peno, gioisco, H.45Amor, fabro ingegnoso di catene, H.48Amor, Mitilde è morta, H.49Amor, tu che si bella, H.51Andate, o miei sospiri, H.53Andate, o miei sospiri, H.54Api industri che volate, H.55Appena chiudo gl’occhi, H.56Arder per due pupille, H.59Ardo d'amore e impatiente, H.60Ardo, è ver, per te d'amore, H.62Augellin, sospendi i vanni, H.67Aure io son di voi geloso, H.70Bei prati, freschi rivi, H.72Bei prati, verdi colli, H.73Bella rosa adorata, H.78Bella, per te d’amore, H.76Belle faci del cieloBenché o sirena bella, H.83Benché vezzosa Irene, H.85Care selve gradite, H.91Caro laccio, dolce nodo, H.94Ch’io scopri il mio affettoChe fai, mio cor, H.101Che pretendi, o tiranna, H.106Che Sisifo infelice, H.108Chi vedesse la ferita, H.113Ch'io ti manchi di fede, H.100Chiudea presso d'un fonte, H.115Chiudetevi per sempre, H.116Chiusa, tra fosche bende, H.117Cinta dei più bei fiori, H.118Clori bell'idol mio, H.125Clori mia, Clori bella, H.129Clori mia, H.130Clori superba, e come mai, H.133Clori vezzosa e bella, H.134Clori, io tacqui a bastanza, H.126Clorinda è bella, H.135Come volubil gira la ruota, H.140Con trasparente velo, H.143Correa nel seno amato, H.146Cruda Irene superba, H.133Crudelissimo Amore, H.150Crudo Amor, saper vorreiDa che Tirsi mirai, H.155Da quell'ora fatale, H.159Da sventura a sventura, H.161Dal bel volto d'Irene, H.165Dal crudele Daliso, H.167Dal dì ch’Amor m’accese, H.168Dal dì che l'empio fato, H.169Dalla nativa sfera scese, H.175Dalla speme deluso, H.176Deh torna amico sonno, H.181Del faretrato nume amor tiranno, H.182Del Tebro in su le sponde, H.185Del Tirreno a le sponde, H.186Del Tirreno sul lido, H.187Della spietata Irene, H.188Di che havete pauraDi cipresso funesto, H.192Di dolor in dolor, di pena in penaDimmi Clori superba, H.198Dimmi, mio ben, perchèDisperatione amorosa, H.201Dispettoso pensieroDorisbe, i miei lamenti, H.205Dormono l'aure estive, H.206Dov’è Filli, dov’è, H.207Dove alfin mi traeste, H.209Dove fuggi, o bella Clori, H.210Dove fuggo, a che penso, H.212Dove una quercia annosa, H.214Dunque ingrato spergiuro, H.217E fia pur veroÈ la speme un desio tormentoso, H.227È penar degg'io ancora, H.229E pur odo e non moroE pur tenti il ritorno, H.232E pur vuole il cielo e amore, H.233E quando ingrata Nice, H.235Ebra d'amor fuggiaEcco ch'a voi ritorno, H.243Entro romito speco, H.246Era un giorno filenoEurilla, amata Eurilla, H.252Farfalla che s'aggira, H.256Fatto d'amor seguace, H.258Fiamma ch’avvampa, H.260Fida compagna, del tuo alato amante, H.261Fiero acerbo destin, H.262Filen, mio caro bene, H.263Fileno, ove t'en vai, H.265Fille, dolente Fille, H.268Fille, tu parti, oh Dio, H.270Filli adorata e cara, Filli che fosti, H.272Filli adorata e cara, io parto, H.273Filli altera e spietata, H.274Filli che del mio coreFilli mia, Filli cara, H.282Filli mia, tu mi consoli, H.283Filli, la tua bellezzaFiumicel cui l’onde chiareFlagellava nel cielo, H.287Fonte d'ogni dolcezza, H.288Fra liete danze, H.291Già di trionfi onusto, H.297Già l’alba luminosaGià sul carro dorato, H.300Già vicina è quell'ora, H.301Ho una pena intorno al core, H.308Il cor che vive oppresso, H.312Il fulgido splendor d'un ciglio arciero, H.313Il genio di Mitilde, H.314Il mio sol non è più meco, H.315Il rosignolo se scioglie il volo, H.318Il rosignuoloImagini d’orroreIn bel sonno profondo, H.322In che giammai t’offesi, H.323In due vaghe pupille, H.324In solitaria soglia, H.328Infelice mio core, giunse alfin, H.331Ingiustissimo Amor, tu che sovvente, H.333Io che ad un tronco, H.335Io che dal cor di Fille, H.337Io morirei contentoIo piango e tu non m’odiIo son pur solo, H.344Irene, idolo mio, in questo a me, H.348Là dove a Mergellina, H.356La grazia, la sembianza, H.361Là nel bel sen della regal sirenaLa vezzosa CelindaLangue Clori vezzosa, H.367Lascia di tormentarmi, Amor tiranno, H.370Lascia omai di tormentarmi, o memoria, H.371Lasciate ch'io v'adori, H.375Lasciato havea l’adultero superbo, H.377Lidio, invan mi condanni, H.382Liete, placide e belle acque, H.383Lontan dalla sua Clori, H.390Luci care al mondo sole, H.400Lungi dalla cagion, H.407Mentre affidan al mar di Cupido, H.441Mentre Eurillo fedele, H.416Mesto, lasso e ramingo, H.422Mi nasce un sospetto, H.424Mi tormenta il pensiero, H.426Mia Climene adorata se mai occhio, H.430Mitilde, alma mia, se udiste mai, H.437Morirei disperato se credessi, H.443Ne’ tuoi lumi, o bella Clori, H.446Nel centro oscuro di spelonca, H.448Nel dolce tempo, H.449Nel mar che bagna, H.450Nel silentio communeNella febre d'Amor mi struggoNella stagion, che di viole e roseNon è facile ad un core, H.470Non hà un giorno di contentoNotte cara, ombre beate, H.479O che mostro, o che furia, H.482O de’ pastori diletto stuolo, H.486O pace del mio cor, H.495O penosa lontananza, H.497O sol degl'occhi miei, H.498O voi di queste selve abitatrici, H.501Oh Dio, che viene amore, H.490Ombre tacite e soleOr che a me ritornasti, H.509Or che lungi son io, H.517Or che spunta nel pratoPeno e del mio penar, H.531Penso che non ho core, H.535Per formare la bella ch'adoro, H.538Per saettar un seno, H.542Per tormentarmi il corePer un momento solo, H.546Per un vago desire, H.547Perché mai luci amorose, H.549Perchè sospiri o Niso, H.550Perchè tacete, regolati concenti, H.551Perdono, Amor, perdono, H.554Perfida Filli ingrata, H.555Piagge fiorite e amene, H.557Piagge fiorite, ameni prati, H.556Piangi la lontananza della sua donna, H.535Piante amiche, erbette carePiù non si puole amar, H.565Più veggio Lidia mia, H.566Poi che legge fatalPoiché a Tirsi infelice, H.567Quale al gelo s'adugge, H.582Quando credeva il core, H.590Quando il fato un cor bersagliaQuando l'umide ninfe, H.591Quando mai troverò d'Amor nel regno, H.593Quanti affanni ad un core, H.599Quanto piace agl'occhi miei, H.602Quanto, o Filli, t’inganni, H.601Quel Fileno infelice, H.605Quel piacer che nell'amarti, H.607Quella que chiudo in sen fiamma amorosa, H.609Questa è la selva, H.612Questa vermiglia rosa, H.613Queste torbide e meste onde, H.614Questo silentio ombroso, H.616Qui dove a piè d’un colle, H.617Qui dove alfin m’assido, H.618Qui dove aure ed augelli, H.619Qui vieni ingrata Fille, H.621Radamisto è portento che ZenobiaRegie soglie, alte moli, H.623Risoluzione di Tirsi, H.131Ritardati momenti, egre dimore, H.624Sanno, o Filli adorata, H.629Sazio di più soffrire, H.632Scherza col onda del caro lido, H.633Scorgo il fiume e scorgo il rio, H.637Se amor con un contento, H.642Se nell'amar Coriste, H.647Se per amor quest’alma, H.648Se potessero i miei piantSì, conosco, o Mitilde, H.658Siete uniti a tormentarmi, H.661Silenzio aure volanti, H.662Solitudini amene, bersaglio d'empia sorte, H.664Solitudini care, H.665Son contento non m'amateSon io barbara donna, H.667Son quest’ultimi momenti, H.670Sono amante e m'arde il core, H.671Sovra questi fecondi ameni colli, H.682Stravagante non è l'amor, H.693Su bel seggio di fiori, H.695Su l’ora appunto che col carro d’oro, H.696Su la sponda del mareSul margine d'un rio cui facevan ricamoSul margine d'un rio, H.706Sul margine fiorito, H.708Taccio e tacendo moro, H.711Taci, infedele AmoreTemo d'amarti poco, H.716Tenebrose foreste, H.717Tiranna ingrata, che far dovrò, H.720Tirsi pastore amante, H.723Tra solitarie balzeTroppo ingrata AmarantaTu parti, idolo amato, H.739Tu parti, idolo amato, H.740Tu sei quella che al nome, H.743Tutt'acceso d'amore, H.744Una beltà ch'eguale, H.754Và pur lungi da me, H.755Vaghe selve beateVago il ciel non saria, H.760Vedi, Fille, quel sasso, H.762Veggio l'idolo mio, H.763Venne ad Amor desio, H.765Ver per un diletto, H.766Vo narrando a quel ruscello, H.771Voi che dell’alma mia havete il vanto, H.773Voi giungeste o vaghi fiori, H.775Vorrei, Filli adorata, H.778Vuoi più, Filli crudele, H.781Zeffiretto che indrizzi il tuo volo, H.783
Wikipedia
Alessandro Scarlatti (Palermo, Reino de Sicilia, 2 de mayo de 1660 - Nápoles, Reino de Nápoles, 22 de octubre de 1725) fue un compositor italiano del período Barroco, uno de los representantes más importantes de la escuela napolitana. Jugó un papel fundamental en la historia de la música, principalmente en el desarrollo del lenguaje de la ópera, contribuyendo a perfeccionar las formas del aria da capo y de la obertura italiana de tres movimientos. Fue uno de los primeros compositores en utilizar el recitativo con orquesta, denominado recitativo acompañado, y el concertato al final del acto.
Su lista de obras es inmensa y prácticamente desconocida para el gran público, incluyendo más de cien óperas italianas, ochocientas cantatas italianas, serenatas para voces e instrumentos, madrigales, treinta y ocho oratorios (de los que solo veinte se conservan), más de cien motetes y cantatas sacras, una pasión y doce misas. En los géneros de la música instrumental compuso también sinfonías, concerti grossi, sonatas para diversos instrumentos y piezas para órgano y clavecín.
Scarlatti comenzó a labrarse un nombre como compositor con tan solo 18 años en Roma, donde produjo su primera ópera conocida Gli Equivoci nel Sembiante, en 1679, con gran éxito.
Nacido el 2 de mayo de 1660 en el seno de una humilde familia siciliana en Palermo, el todavía niño Alessandro fue enviado a vivir con unos parientes a Roma en 1672. En aquella época existía una gran demanda de niños cantores para los coros de las numerosas iglesias de Roma.
Los talentos no tardaron en hacerse notar. En 1679 se estrenó su primera ópera Gli Equivoci nel Sembiante gracias a un encargo de la reina Cristina de Suecia, que vivía en Roma tras su abdicación y conversión al catolicismo. El mismo año estrenó también su primer oratorio en la Fraternidad del Santísimo Crucifijo y nació el mayor de sus hijos, el también compositor y organista Pietro Filippo Scarlatti. Scarlatti obtuvo el puesto de maestro de capilla para la reina Cristina, gracias a lo cual su talento musical pudo ser apreciado por personalidades nobles e influyentes de Roma, Italia y el resto de Europa.
En 1684 Scarlatti fue contratado por el embajador de España ante la Santa Sede, que había sido nombrado Virrey de Nápoles. Un año después nacería el sexto de sus hijos, aquel que más tarde le eclipsaría, Domenico Scarlatti. Permaneció en el puesto de maestro de capilla para el Virrey hasta 1702. La Guerra de Sucesión Española, que comenzó en 1700, endureció las condiciones de vida en Nápoles y Scarlatti buscó otro puesto, primero en Florencia y luego en Roma. Durante los dieciocho años de su primera estancia en Nápoles, Scarlatti compuso más de 80 óperas (de las que actualmente se conocen 40), nueve oratorios, siete serenatas y 65 cantatas. Muchas de sus óperas fueron representadas en Roma (a donde viajaba a menudo para dirigir las representaciones), Florencia, Milán, Brunswick y Londres.
Buscó trabajo primero en Florencia bajo el mecenazgo de Ferdinando de Medici, hijo del Gran Duque de Toscana, pero no lo consiguió. Entonces aceptó un puesto de maestro de capilla de la basílica de Santa María la Mayor de Roma. Es su segunda estancia en Roma, durante la cual recibe encargos del príncipe Ferdinando de Medici y de la reina de Polonia María Casimira. Pronto entró al servicio del Cardenal Pietro Ottoboni. Durante estos años se convierte en un solicitado autor de cantatas. En reconocimiento por sus méritos artísticos, en 1706 es admitido en la Academia de la Arcadia, reservada para nobles y eruditos.
Entre 1707 y principios de 1708 no recibió encargos de óperas. Además de las obras escritas para Santa María la Mayor, que incluyen una misa y varios motetes, durante ese período compuso un ciclo de responsos para Semana Santa por encargo de Ferdinando de Medici, y la célebre Cantata per la Notte di Natale que se interpretó en la corte papal en 1707.
En 1708, con una situación política inestable en Europa por la continuación de la guerra, y su último año de su segunda estancia en Roma, Scarlatti remite una carta a Ferdinando de Medici en la cual confiesa que su situación actual sin un puesto fijo bien remunerado no le permite mantener a su familia.
Ese año Scarlatti compone dos oratorios con texto del cardenal Pietro Ottoboni, en ocasión del ciclo de ocho oratorios organizado por este para la cuaresma: Il Martirio di Santa Cecilia y el Oratorio per la Passione di nostro Signor Gesu Cristo. Este último, con el subtítulo de La Colpa, Il Pentimento, la Grazia, está considerado uno de sus mejores oratorios y fue representado el Miércoles Santo en el palacio de la Cancillería. No hay que descartar la hipótesis de que Scarlatti compusiera esta obra maestra por cierto sentimiento de rivalidad con el joven músico alemán Händel, que entonces residía en Italia, y cuyo oratorio La Resurrezione se representaría el Domingo de Pascua siguiente en el palacio Ruspoli.
Con la llegada de los Austrias a Nápoles, Scarlatti recuperó en 1708 el puesto de maestro de capilla del nuevo Virrey, aunque sin perder totalmente el contacto con sus patrones en Roma. Como consecuencia, el Papa le concedió privilegios de nobleza en 1716. Su segunda etapa en Nápoles se caracterizó por una serie de fracasos y crisis en lo que se refiere a su producción operística. Su tragedia in musica Il Mitridate Eupatore fracasó en Venecia en 1707. Su ópera cómica Il trionfo dell'onore (Nápoles 1718) no ganó las simpatías de los napolitanos. Mejor suerte corrieron su óperas cómicas en dialecto napolitano, que comenzaron a ser populares en aquellos años. Su última ópera, Griselda, se estrenó en el Teatro Capranica de Roma en 1721 con ayuda del Príncipe Ruspoli. A partir de aquí, las obras de Scarlatti empezaron a caer en el olvido, ya que las nuevas tendencias en composición operística comenzaban a surgir en esos años de las manos de una joven generación de músicos de la talla de Leonardo Leo, Leonardo Vinci, Johann Adolf Hasse y Giovanni Battista Pergolesi.
Durante los últimos años de su vida en Nápoles, ya un anciano maestro mundialmente famoso, recibía a jóvenes compositores que peregrinaban para aprender de él. Entre estos se encontraban Johann Adolph Hasse y el famoso compositor y flautista Johann Joachim Quantz (de esta época datan las siete sonatas para flauta y cuerda de Scarlatti).
Scarlatti murió el 22 de octubre de 1725 y fue enterrado en la iglesia de Santa María del Montesanto.
Debido a la indisponibilidad de sus obras y al genio de su hijo, Domenico Scarlatti, famoso por sus sonatas para clave, Alessandro Scarlatti ha sido un compositor injustamente olvidado hasta muy recientemente, cuando muchas de sus obras están viendo la luz en reediciones y en grabaciones gracias al resurgimiento de la Música antigua en el repertorio, junto con el movimiento HIP (Historically informed performances), y a las numerosas orquestas con instrumentos de época y jóvenes voces e intérpretes que se ven atraídos por la desconocida obra de este compositor.
Pero en el siglo XVIII, Alessandro Scarlatti era definitivamente mucho más famoso que su hijo, que pasó sus últimos años en la aislada corte de España, alejado de los centros musicales europeos de la época, mientras que Alessandro era uno de los compositores de música vocal más representados. Sus numerosas óperas (no se conoce el número exacto, pero muchas fuentes señalan más de cien óperas en su haber) se representaron en Roma, Nápoles, Florencia y Venecia. Pero donde posiblemente se manifieste mejor su genio es en el género de la cantata. Sus más de seiscientas cantatas fueron compuestas para representaciones privadas ante la aristocracia de Roma, principalmente los cardenales Benedetto Pamphili y Pietro Ottoboni y la reina exiliada Cristina de Suecia.
La cantata, como forma concentrada de una escena de ópera, se consideraba por algunos la más alta forma de expresión artística. En muchas de las cantatas de Scarlatti, la voz (generalmente soprano o alto) es acompañada solo por el basso continuo, y consisten en varias arias da capo conectadas por recitativos. La más común es la de cuatro movimientos recitativo, aria, recitativo, aria, aunque alguno de los recitativos puede ser sustituido por un arioso. Scarlatti utiliza magistralmente los recursos musicales de su tiempo.
La música trata a menudo de representar pictóricamente los poéticos textos. La intensidad de los sentimientos es a veces representada por ingeniosas progresiones armónicas. A menudo se utiliza el emocional acorde de sexta napolitana. También emplea la técnica de usar algún instrumento, como el chelo, para introducir la atmósfera de un aria. Algunas cantatas se preceden por una sinfonía al estilo de las óperas venecianas con ingredientes a la manera de Corelli (a quien Scarlatti conocía bien).